**

**

**

55

55

900

900

somos

Ana

Ana

77

88

654

ev

ev

9

iniciativas que educan

chicas10

alan turing

lgm

lgm

de

das

29

besos

21

BULLYING

65

elsa

MAXIMO POTENCIAL

quiero

mandela

mandela

23

23

pp

ABRAZOS

NR

NR

inv

tr

tr

putin

putin

HM

HM

POESÍA

POESÍA

DECLARACION

RECOMENDACIONES ONU

RECOMENDACIONES ONU

homofobia escolar

d

esc

CORTO

homofobia

* IMPRESCINDIBLE BENEDETTI *

* MARIO ALONSO PUIG: "LA FELICIDAD ES DESCUBRIR EN LA VIDA EL SENTIDO DE NUESTRA EXISTENCIA" *

MEDITACIÓN Y RELAJACIÓN

miércoles

ENCRUCIJADA POPULAR

División en el Partido Popular
a 24 horas de que se vote en el Congreso la Ley Transexual



Imagen izquierda, Ignacio Astarloa, portavoz de justicia del PP en el Congreso y ponente de la Ley de Identidad de Genero, perteneciente a la línea dura del partido. Derecha, Evaristo Nogueira, senador del PP que defendió el sí del grupo el pasado miércoles en El Senado. El respaldo de los 'populares' al texto en el Senado molesta a un sector de los diputados que votaron contra la norma en el Congreso

PEDRO SIMÓN - EL MUNDO
.
En el Congreso se pronunciaron en contra, se abstuvieron en la Comisión de Justicia del Senado y, finalmente, apoyaron en Pleno de la Cámara Alta la ley de los transexuales.
A un día de su votación en el Hemiciclo, el giro copernicano con doble tirabuzón del PP ha despertado recelos internos y ha dejado abiertas las carnes de los populares. Porque cierto sector de los diputados del Congreso que votaron en contra de la norma, a 24 horas vista de la sesión plenaria donde se aprobará, no está dispuesto a comulgar con este bumerán de consenso que le llega de vuelta.
Fuentes del PP en el Congreso reconocían ayer la «sorpresa» que supuso que sus senadores bendijeran el texto el pasado día 15 y fuentes del PP en el Senado hablaban de que se había actuado «con mucho sentido político y mucho sentido común» respaldando la norma que vilipendiaron los diputados. En ningún caso fuente oficial alguna despejó la incógnita y los populares no quisieron hacer público el sentido del voto.
«Señorías, esta Cámara es una Cámara de segunda lectura, es una Cámara de enfriamiento, es una Cámara en la que afortunadamente no se vive la crispación que muchas veces se produce en el Congreso de los Diputados», señaló en su intervención conciliadora Evaristo Nogueira, senador del PP que defendió el sí del grupo el pasado miércoles.
El proyecto de ley reguladora de la rectificación registral relativa al cambio de las personas -que ése es su nombre- salido del Senado señala que habrá cambio de sexo y nombre sin necesidad de cirugía, y establece, siempre que no haya peligro para la salud, que será requisito pasar al menos dos años de tratamiento médico.
Lo que pretendía el PP en el Senado, a través de una enmienda, era que hubiera una sentencia de por medio (tal y como sucede ahora) para acceder al cambio. Pero, al final, los grupos han optado por dar respuesta a un problema mediante la vía administrativa (valdrá un diagnóstico de transexualidad para iniciar los trámites) y no la judicial.
Así las cosas, la dirección del PP se debate ahora entre el bochorno de votar en contra de sus senadores (bastante improbable) o el disgusto de dar de comulgar con ruedas de molino a parte de sus diputados.
«Aceptar esta ley no puede suponer rasgarse las vestiduras», decía ayer un portavoz popular en el Senado. «Estamos muy satisfechos porque va a suponer una ampliación de derechos para muchas personas».
Según cálculos de los colectivos, en España
existen entre 7.000 y 9.000 personas que duermen, comen y trabajan en cuerpos que no sienten suyos. Algunos irán el jueves al Congreso. Dicen que a ver la luz.