43

summit

900

900

somos

Ana

Ana

77

88

654

ev

ev

9

iniciativas que educan

chicas10

alan turing

lgm

lgm

de

das

29

besos

21

BULLYING

65

elsa

MAXIMO POTENCIAL

quiero

mandela

mandela

23

23

pp

ABRAZOS

NR

NR

inv

tr

tr

putin

putin

HM

HM

POESÍA

POESÍA

DECLARACION

RECOMENDACIONES ONU

RECOMENDACIONES ONU

homofobia escolar

d

esc

CORTO

homofobia

* IMPRESCINDIBLE BENEDETTI *

* MARIO ALONSO PUIG: "LA FELICIDAD ES DESCUBRIR EN LA VIDA EL SENTIDO DE NUESTRA EXISTENCIA" *

MEDITACIÓN Y RELAJACIÓN

martes

EL ACOSO A TRAVÉS DE LA RED - II


Los que agreden ¿por qué lo hacen?
.
Básicamente para reforzar sus conexiones sociales y su status, en el trasfondo a menudo hay una cuestión de poder. Es especialmente virulento en el primer ciclo de la ESO, donde las relaciones entre iguales en el paso de Primaria a Secundaria implican cambios en la formación de grupos y en el estatus social de los adolescentes. También es posible que algún alumno se involucre en estas conductas como “respuesta” al trato humillante que recibe en la escuela por parte de los compañeros. Los chicos y chicas utilizan Internet y el móvil para establecer y mantener sus conexiones sociales (cuando conocen a alguien que les interesa, los datos que suelen intercambiar son: nombre, número de móvil y dirección del Messenger). Otra razón por la que una persona se puede implicar en conductas de acoso es la supuesta “invisibilidad” que ofrece la red. Este hecho potencia la creencia que no “te pueden pillar” y además desdibuja las consecuencias de los propios actos. Hay personas que aprovechan la ausencia física de alguien para calumniarlo, insultarlo o difundir falsos rumores contra él, para estas personas el ciberespacio es un lugar privilegiado para actuar desde el anonimato. La rabia, la envidia, la venganza, la inmadurez, el aburrimiento, la imitación de los modelos adultos, etc. a menudo son el motor de estas conductas de ciberacoso. Además el ciberespacio es un lugar falto de un componente fundamental de la comunicación: el lenguaje no verbal. Y sabemos que éste es el lenguaje de las emociones. Sin el tono de voz, la mirada, la gestualidad del otro, tenemos una imagen sesgada de sus reacciones y emociones, y se hace más fácil configurar una realidad donde el “yo” es absorbido por las circunstancias del momento y no se inhibe el comportamiento: la ira, la violencia, la intolerancia... aparecen con más facilidad. Si no vemos al otro, es más sencillo agredirlo, el proceso de cosificación se vuelve más fácil. Tratar a los demás como si fueran cosas, también es violencia. ¿De qué conductas hablamos?
.
Las conductas más usuales son las siguientes:
.
· Amenazas directas: Acoso por mensajería instantánea o SMS (mensajes amenazadores o desagradables), dar avisos inapropiados, usar nombres de usuarios parecidos fingiendo ser otra persona, bombardeo de SMS...
· Robo de contraseñas y suplantación de identidad: Alteración de mensajes de la víctima, suplantación en los chats, presentar la víctima como agresor...
· Blogs, fotologs: Cuando se usan para dañar la reputación, publicando fotos reales o trucadas...
· Uso o creación de webs con contenidos ofensivos: Publicación de datos personales,...
· Envío de fotografías o vídeos por email o SMS/ MMS: Grabar hechos a escondidas (en los vestuarios...), contra la voluntad de la víctima, o de agresiones (“happy slapping ”)...
· Encuestas de Internet: Con voluntad ofensiva, por ejemplo: “¿quién es la que está más buena del Instituto?” o “¿quién es el más imbécil del IES?”...
· En los Juegos multiusuario: Insultos, amenazas, lenguaje obsceno o agresivo.
· Envío de programas basura: virus, suscripción a listas de pornografía, colapso del buzón de la víctima, etc.
.
Hay estudios que corroboran que los efectos del ciberbullying sobre la víctima pueden ser peores que las agresiones físicas, indicando que las emociones que más frecuentemente tienen las víctimas de este tipo de situaciones son disgusto, tristeza, miedo, soledad, frustración...